Somos un sitio especializado en el espectáculo, turismo y cultura. Escribimos de lo que más nos gusta.

Carlos Rivera cuarto Sold Out en Auditorio Nacional

 

Texto:Pauline

Foto: Omar Velazquez

“Riveristas” enloquecidas, romanticismo y derroche de sensualidad… ¡así se vivió el cuarto sold out de Carlos Rivera en el Auditorio Nacional!

El gran carisma, la sencillez y la extraordinaria voz del también actor enamoraron por cuarta vez el Coloso de Reforma con el exitoso “Yo Creo Tour”, homónimo de su más reciente producción discográfica.

A las 8:50 p.m., entre 10 mil gritos y aplausos, las luces se apagaron y el guapo tlaxcalteca salió al escenario con un “¡Buenas noches, México!”, recibiendo a sus fans al ritmo de “Quedarme Aquí”.

“Gracias por estar en mi cuarto (haciendo referencia a la escenografía y al cuarto concierto), pero sobre todo, gracias por estar en mi corazón”, fueron las palabras del emocionado y agradecido cantante.

“¡Viva, México!”, gritó orgulloso mientras le daba el toque mexicano a la noche con canciones como “La Malageña” y “Escapémonos”.

Con increíbles cambios de escenografía, interpretó temas como “Quizás, Quizás”, “Gracias a Ti”, “Por Ti”, “Te Me Vas”, “No Soy el Aire”, “Fascinación” y “Si Hubiera”. Durante más de dos horas, el público nunca dejó de cantar (ni de gritar).

Carlos dedicó el concierto a los autores (pocas veces reconocidos), por lo que invitó al escenario a su amiga Erika Ender, compositora panameña encargada de abrir el show. Así fue como, acompañados con la guitarra, cantaron el tan famoso “Despacito”; tema que Erika compuso junto a Luis Fonsi y Daddy Yankee.

La noche estuvo llena de sorpresas e invitados de lujo: Fela Domínguez, Matisse, Río Roma y Gente de Zona.

El ex-Académico recordó su infancia y lo que significó para él haber interpretado a Simba durante un año en el musical “El Rey León”; y lo hizo interpretando la canción de dicha película que lo llevó a ganar La Academia hace más de diez años: “Esta Noche Es Para Amar”.

El momento nostálgico llegó cuando interpretó “Si Te Vas”, la cual escribió para sí mismo mientras luchaba por alcanzar su sueño. “Hay canciones, hay cosas que a veces uno necesita escuchar. A mí me llegó la inspiración con esta canción para escribirla. Todo esto me lo estoy diciendo a mí, porque nadie me lo ha dicho, y yo necesito escucharlo. Que nadie te diga que no”, dijo entre lágrimas y voz entrecortada.

La alegría regresó con la coreografía y estilo hawaiiano de “Cielo Azul” y con un carnaval típico de Tlaxcala que llenó el lugar de vida, color y folklore mexicano con “Día de Lluvia” (un tema muy ad hoc anoche).

Antes de despedirse, agradeció a la disquera, músicos, familia y a todos los presentes. Cerró la velada con “Deja amarte” y con el anuncio de su quinto Auditorio el próximo 29 de octubre. Sin duda, ¡un gran espectáculo!